Probablemente, que te contemos que vender alimentos online es una tendencia al alza no te sorprenda. Al cómodo consumidor le encanta poder elegir entre una amplia variedad de productos, compararlos, leer opiniones de otros clientes … Y, sobre todo ahora, con la pandemia de la Covid-19, ¡poder hacerlo sin tener que salir de casa! De hecho, la venta de alimentos por Internet se ha triplicado en 2020 y esto convierte este año en el mejor momento para que te lances a vender alimentos en Internet a través de una página web, redes sociales o plataformas de venta en línea. Pero cuidado, porque para hacerlo bien, tus productos y página web deben cumplir todas las normas comunitarias y estatales establecidas en materia de seguridad alimentaria. ¡Nosotros te contamos qué pasos debes seguir!

 

1- Inscribirse en el Registro Sanitario de Industrias y Productos Alimentarios de Cataluña (RSIPAC)

En el momento de iniciar la actividad y antes de poner en el mercado cualquier producto, deberás inscribir en el Registro Sanitario de Industrias y Productos Alimentarios de Cataluña (RSIPAC). Una vez inicies el procedimiento, si cumples los requisitos obtendrás el registro sanitario. En caso de modificar cualquier actividad, también deberás comunicarlo.

 

2- Garantizar la seguridad alimentaria y el control de la trazabilidad

Vender alimentos por Internet puede conllevar algunos riesgos para la salud pública si no se cumple con los requisitos de seguridad alimentaria. Uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta es la trazabilidad. Todas las empresas deben llevar un registro cuidadoso de la trazabilidad para identificar y rastrear los productos que otros les suministran y, al mismo tiempo, los alimentos que ellas mismas suministran. La venta de alimentos en Internet está sometida a la inspección oficial de Sanidad y es completamente imprescindible tener implantado el sistema APPCC (Análisis de Peligros y Puntos Críticos de Control), obligatorio en la Unión Europea, para identificar los riesgos en seguridad alimentaria y tenerlos bajo control.

Llevar el registro de trazabilidad correctamente es importante para que puedas hacer una retirada de producto del mercado de forma rápida y eficiente ante una potencial alerta alimentaria o si te das cuenta que los alimentos que vendes no son seguros. Aparte de garantizar la seguridad alimentaria, te ayudará a reducir costes. Recuerda que tienes que avisar a las autoridades competentes y también los consumidores (puedes hacerlo mostrándoles un aviso en una posición destacada de tu página web) en caso de detectar una potencial alerta alimentaria.

 

vender alimentos por internet

 

3- Garantizar la seguridad alimentaria en el almacenamiento, transporte y entrega

Saber cómo hacer llegar los productos a tus consumidores es muy importante. Por ello, es necesario que te asegures de que el sistema de envío que usas es el adecuado, especialmente si quieres vender alimentos por Internet con una vida corta. Sobre todo, hay que vigilar que la temperatura sea la correcta en todo el proceso: el almacenamiento, el transporte y la entrega y que el embalaje sea el adecuado para evitar que el alimento se contamine. Si no se hace bien, puede que crezcan patógenos o se produzcan toxinas que afectarán la seguridad alimentaria y provocarán la pérdida del producto.

 

4- Información imprescindible en tu página web de venta de alimentos online

Aparte de cumplir con los requisitos de seguridad alimentaria, para vender alimentos a Internet tu página web debe incluir información sobre el titular de la tienda online, como nombre y datos de contacto, datos de la inscripción registral; autorización administrativa en caso de que la actividad requiera e identificativos del órgano competente encargado de la supervisión; número de identificación fiscal; información exacta sobre el producto o servicio y si incluye los impuestos y gastos de envío así como códigos de conducta a los que se esté adherido y cómo consultarlos electrónicamente.

Al consumidor, hay que facilitarle la misma información que obtendría de un producto si lo comprara en una tienda. La información obligatoria en los alimentos envasados incluye:

  • Denominación del alimento
  • Lista de ingredientes
  • Ingredientes o coadyuvantes tecnológicos que causen alergias o intolerancias alimentarias
  • Cantidad de determinados ingredientes o categorías de ingredientes
  • Cantidad neta
  • Fecha de caducidad o de duración mínima (en el momento de la entrega)
  • Condiciones especiales de conservación y/o utilización (sólo si procede)
  • Nombre o razón social y dirección del operador
  • País de origen o lugar de procedencia (cuando su ausencia pueda inducir a error o sea obligatorio)
  • Modo de empleo (si procede)
  • Grado alcohólico, en caso de bebidas con una graduación superior a 1,2% en volumen de alcohol
  • Información nutricional

Además, recuerda que los titulares de las páginas web y los productos deben cumplir con la normativa de la UE en materia de seguridad alimentaria, de la misma manera que una tienda de alimentos convencional.

¿Quieres que te ayudemos a prepararte para vender alimentos online? En Proacciona, consultoría del sector de la alimentación en Barcelona especializada en seguridad alimentaria, podemos asesorarte y buscar las mejores soluciones para que cumplas todos los requisitos y puedas empezar a vender alimentos en Internet lo antes posible. Hace más de 15 años que hacemos consultoría APPCC, adaptando el plan APPCC en la realidad de las pymes y haciendo su seguimiento mediante auditorías internas para garantizar que se cumple la normativa vigente. Nos gusta estar en todo momento al lado de las empresas para asesorarlas en aspectos legales y normativos, proponer mejoras y cambios o acompañarlas durante una inspección de sanidad. Desde Proacciona estamos totalmente comprometidos con la calidad y la inocuidad alimentaria y también implantamos las normas IFS, BRC y FSSC 22000. Somos tu partner en seguridad alimentaria.

 

¿Te ayudamos?

14 + 15 =