Materiales en contacto con alimentos

Materiales en contacto con alimentos

Seguridad alimentaria

Materiales en contacto con alimentos

¿Te gusta nuestro contenido?
Síguenos en nuestras redes sociales

Los materiales en contacto con alimentos (MCA) son todos aquellos objetos y materiales que tienen o pueden tener un contacto directo con un alimento durante los procesos de producción, procesamiento, almacenamiento, preparación y servicioEntre ellos se encuentran: recipientes destinados al transporte de alimentos, maquinaria utilizada en su procesamiento, materiales de envasado, utensilios de cocina, vajillas, etc. Con el objetivo de garantizar la seguridad de los MCA, y de cara a facilitar la libre circulación de mercancías en la Unión Europea, existen una serie de controles y requisitos legales.

Regulación de los materiales en contacto con alimentos

La necesidad de regulación de los materiales en contacto con alimentos responde a la implicación de estos en la salud pública. Del envase o elemento pueden desprenderse partículas que son absorbidas por la matriz del alimento e, ingeridas por el consumidor, pueden tener un efecto tóxico o nocivo para su salud. Por ello, la Unión Europea desplegó una serie de normativas destinadas a controlar y regular envases y otros elementos. Fue en 2004 cuando se publicó el primer Reglamento 1935/2004 sobre estos productos. Así mismo, se hizo patente la necesidad de una nueva normativa que si situase en paralelo con los avances científicos en el campo de envases y materiales: los materiales y objetos activos e inteligentes.

Los objetos y materiales activos, a diferencia de los otros elementos del envasado, están diseñados para una interacción positiva entre ellos y el alimento. Estos elementos liberan y/o absorben sustancias del alimento o su entorno aportando un claro beneficio como, por ejemplo, la retención de humedad. Los objetos y materiales inteligentes, por otro lado, están destinados a dar información sobre el alimento, como por ejemplo la rotura o el mantenimiento de la cadena del frío. Tanto activos como inteligentes, estos objetos y materiales no deben afectar negativamente al alimento con la liberación o captación de sustancias. 

A grandes trazos, esta normativa se enfocó a la seguridad alimentaria, estableciendo una lista de familias de materiales aceptados para materiales en contacto con alimentos, y posibles medidas futuras para su control. De igual manera, se establecieron requerimientos de trazabilidad, estrechamente ligados a la seguridad del producto. Todo elemento destinado a entrar en contacto con alimentos debe ser trazable, es decir, debe contener la información que permita el seguimiento del producto a lo largo de la cadena de producción. 

Plásticos

Debido al grado de interacción entre los materiales plásticos y el entorno, mucho mayor que en otros materiales, la Comunidad Europea creó en 2011 una estricta ley de regulación de estos. Esta ley, a diferencia de la anterior, sí recoge límites específicos para la migración de elementos al alimento: un máximo de 60mg/kg. Esto hizo patente la necesidad de los llamados análisis de migración, analíticas en las que se miden los niveles de migración del producto.

En 2016 se añadió a esta regulación, el control de las condiciones de ensayos, los simulantes y otros parámetros. Los simulantes son compuestos que permiten imitar las condiciones de diferentes alimentos (ambientes ácidos, ambientes grasos, etc.) y así obtener unos datos extrapolables a la naturaleza de las diferentes familias de productos. La normativa estableció, además, que no únicamente debían usarse los simulantes para el material en contacto con el alimento, sino que las condiciones del tratamiento del envase durante el almacenamiento y procesado del producto alimenticio, también debían tenerse en cuenta. La responsabilidad de estas analíticas no está implícita en la legislación, por lo que es común la discusión sobre quién debe asumir el coste de analíticas específicas de migración para las condiciones del alimento, si el fabricante de los materiales en contacto con alimentos o bien el productor del alimento.

Paralelamente, podemos encontrar el Reglamento 282/2008 que regula de manera específica la realización de operaciones de reciclaje para fabricar plástico para contacto alimentario.

Retos de futuro

Los grandes avances en ingeniería de materiales han permitido el desarrollo de envases y materiales perfectamente seguros para el contacto alimentario, desde capas protectoras situadas entre el envase y el alimento para prevenir migraciones, a desarrollar materiales con poca capacidad de interacción. Las alertas relacionadas con envases y materiales de envasado son bajas, lo que muestra, en parte, el gran control sobre estos elementos. Sin embargo, los retos de futuro se sitúan en, no solo en regular de forma más específica los materiales, sino en incluir otros elementos como las tintas o los adhesivos. La dificultad y complejidad de la medida y análisis de estas sustancias son, en parte, la causa de que aún no hayan sido reguladas. 

En Proaccionaconsultoría en seguridad alimentaria de Barcelona, llevamos más de 15 años asesorando a empresas del sector de la alimentación. Ofrecemos un amplio abanico de servicios en los ámbitos de la seguridad alimentaria: implantación y seguimiento del plan APPCC, certificación IFS (IFS Food y IFS Logistics), certificaciones BRC (BRC Food y BRC Packaging) y FSSC 22000. Estamos totalmente comprometidos con la calidad e inocuidad alimentaria y planteamos soluciones para las pymes que se basan en visitas periódicas a las instalaciones de la empresa, así como seguimiento en línea y apoyo en el día a día. Nos caracterizamos por ofrecer un asesoramiento continuo y de calidad, poniéndonos en la piel del fabricante desde el primer momento.

¿Te ayudamos?

Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible. 

    condiciones legales

    política de privacidad


    ¿Cómo puedes implantar BRC Packaging?

    ¿Cómo puedes implantar BRC Packaging?

    NORMA BRC

    Qué es y cómo implantar BRC Packaging

    ¿Te gusta nuestro contenido?
    Síguenos en nuestras redes sociales

    ¿Sabías que cada año más empresas del sector de los envases decide certificarse en BRC Packaging? Pero, ¿qué implica exactamente esta norma desarrollada por el British Retail Consortium? ¿Debería tu empresa implantarla? ¿Cómo puedes obtener tu certificado en BRC Packaging? ¿De qué ventajas te beneficiarás? ¡Continúa leyendo y te daremos la respuesta a todas tus dudas! También puedes descargarte la infografía que hemos preparado especialmente para ayudarte a entender la norma BRC Packaging.

    ¿Qué es BRC Packaging?

    El estándar BRC IOP/Pakcaging fue desarrollado por el British Retail Consortium (BRC) juntamente con el Instituto de Packaging (IOP). Actualmente, se trata del marco de referencia para garantizar la seguridad, la legalidad y la calidad de los envases y materiales de envasado. Actualmente, las auditorías de certificación en BRC Packaging se llevan a cabo bajo la versión 6 del protocolo, que entró en vigor el pasado febrero de 2020.

    ¿A quién va dirigida?

    BRC Packaging es una norma de seguridad y calidad para fabricantes de envases, empaquetado y embalajes. Si tu empresa fabrica envases o material de envasado que se utiliza en la industria alimentaria y otras industrias como la farmacéutica o la cosmética, ¡puede ser candidata a obtener la certificación!

    ¿Por qué deberías implantar BRC Packaging?

    Uno de los motivos del creciente número de certificaciones en BRC Packaging es que cada vez más empresas la exigen a sus proveedores de envases y materiales de envasado. Quieren que les garanticen que los están fabricando bajo todas las garantías de seguridad y calidad para evitar potenciales peligros químicos, físicos y microbiológicos que puedan contaminar los alimentos y la salud del consumidor.

    Con la certificación BRC Packaging garantizarás que dispones de un sistema de seguridad alimentaria basada en el plan APPCC y de un sistema de gestión que te permite detectar posibles incidencias antes de que el envase llegue al mercado.

    Niveles de certificación en BRC Packaging

    BRC Packaging ofrece dos niveles de certificación que dependen, por un lado, del tipo de envase o embalaje y, por otro, de su uso final que condicionará el nivel de higiene en el que se tiene que producir. Los niveles son:

    •  Higiene alta: la requieren los envases que entran en contacto directo con los alimentos o con productos higiénicamente sensibles. Por ejemplo, un tapón de corcho que entra en contacto con el vino.
    • Higiene básica: para aquellos materiales secundarios que no están en contacto directo con los alimentos o productos higiénicamente sensibles como, por ejemplo, las etiquetas adhesivas.

    ¿Qué valor me aporta la certificación?

    Si tu empresa se certifica en BRC Packaging estarás beneficiándote de muchas ventajas:

    • Garantizarás que tu empresa cumple con las alertas de seguridad alimentaria a nivel internacional. También, que cumples con la normativa legal vigente en materia de seguridad alimentaria.
    • Mejorarás en rendimiento y la competitividad de tu empresa. Además, podrás acceder a nuevos mercados.
    • Fomentarás la transparencia y la trazabilidad en la cadena de subministro.
    • Garantizarás que tu empresa fabrica envases y materiales de envasado con las mejores prácticas de fabricación y manipulación y cumpliendo los requisitos. Esto te permitirá aumentar la confianza de los consumidores.
    • Podrás evaluar tu plan APPCC, comprobar si cumple con los requisitos de BRC Packaging y reducir o eliminar puntos críticos. Además, tendrás evidenciado un plan de Food Defense.
    • Ahorrarás costes
    • Dispondrás de un sistema de gestión de calidad que permite ofrecer envases seguros.
    • Mejorarás la imagen de tu marca y te diferenciarás de la competencia que no esté certificada.

    ¿Cómo obtener BRC Packaging?

    En Proacciona, consultoría en seguridad alimentaria de Barcelona, trabajamos para ayudarte a implantar la certificación BRC.

    • Realizamos una pre-auditoria para evaluar la idoneidad de las instalaciones y realizamos el presupuesto.
    • Si tu empresa acepta el presupuesto y las condiciones, te asignamos un técnico responsable que hará una primera visita y una auditoría inicial para implantar BRC Packaging.
    • El técnico realizará visitas presenciales, asesoramiento continuo y auditorías internas y evaluará el proceso de implantación.
    • Contactará con la empresa certificadora acreditada y se encargará de resolver las no conformidades hasta conseguir la certificación BRC Packaging.
    • Una vez la empresa esté acreditada, continuará haciendo seguimiento y preparará la re-certificación de cara al segundo año.

    ¿Cuándo renovar mi certificado?

    Si te preguntas cada cuándo renovar tu certificación BRC Packaging, la respuesta es: anualmente. Para conseguir la renovación, es imprescindible llevar al día la metodología de trabajo de BRC Packaging y verificar el cumplimiento de todas las cláusulas de la norma. En Proacciona, nos encargamos de hacer el seguimiento de la certificación y garantizar que mantienes las exigencias para la re-certificación.

    En Proaccionaconsultoría en seguridad alimentaria de Barcelona llevamos más de 15 años dedicándonos a asesorar a empresas del sector de la alimentación. Ofrecemos un amplio abanico de servicios en los ámbitos de la seguridad alimentaria: implantación y seguimiento del plan APPCC, certificación IFS (IFS Food y IFS Logistics), certificaciones BRC (BRC Food y BRC Packaging) y FSSC 22000. Estamos totalmente comprometidos con la calidad e inocuidad alimentaria y planteamos soluciones para las pymes que se basan en visitas periódicas a las instalaciones de la empresa así como seguimiento en línea y apoyo en el día a día. Nos caracterizamos por ofrecer un asesoramiento continuo y de calidad, poniéndonos en la piel del fabricante desde el primer momento.

    ¿Te ayudamos?

    Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible. 

      condiciones legales

      política de privacidad


      Auditorías no anunciadas en BRC ¿Qué debes saber?

      Auditorías no anunciadas en BRC ¿Qué debes saber?

      Norma BRC

      Auditorías no anunciadas

      ¿Te gusta nuestro contenido?
      Síguenos en nuestras redes sociales

      Hace unos días BRCGS anunció que se sumaba a la política de auditorías no anunciadas. Esto implica que a partir de febrero de 2021, las empresas certificadas en BRC deberán pasar al menos una auditoría no anunciada cada 3 años. Con este anuncio, BRCGS se suma a FSSC 22000 y a IFS – International Featured Standards.

      BRCGS ha apostado por introducir auditorias no anunciadas con el fin que las empresas certificadas adopten una cultura de seguridad alimentaria lista para auditorías, aumentado de esta manera su confianza en sus sistemas y procedimientos. En otras palabras, su intención es hacer una evaluación objetiva de las normas operativas diarias de la instalación en relación con los requisitos de la norma.

      ¿A quién afecta y cuando?

      Todas las empresas certificadas en BRC, ya sea en seguridad alimentaria, embalaje, o almacenamiento y distribución se verán afectadas por este cambio, excepto aquellas cuya certificación ya esté dentro de un programa de auditoria sin previo aviso.

      Las auditorías no anunciadas se empezarán a implementar en febrero de 2021 en aquellas empresas certificadas en seguridad alimentaria o embalaje. En el caso de almacenamiento y distribución este requerimiento solo se aplicará al punto 4, con lo que las auditorias no anunciadas empezarán en mayo de 2021.

      Después de estas fechas, y  tres meses después que la empresa haya pasado su auditoria programada, esta será notificada si la auditoria para el siguiente año será anunciada o sin aviso.

      Las auditorías no anunciadas podrán tener lugar en cualquier momento durante los cuatro meses previos a la fecha programada para la auditoría. Siempre entre semana y  durante las operaciones normales de la empresa.

      Una vez sometidas a una auditoria no anunciada, las empresas recibirán, en un margen de 42 días, el informe y el certificado de auditoría, donde se indicará que el tipo de auditoría ha sido sin previo aviso. Así mismo, también recibirán una calificación de auditoría no anunciada.

      Las empresas que reciban una calificación C o D en cualquiera de sus auditorías se someterán, como el resto, a una auditoría no anunciada al menos una vez cada 3 años, pero tendrán más números que sean más.

      ¿Qué debes tener en cuenta?

      Con tal de planificar las auditorías y garantizar que el/la auditor/a no se presente cuando no haya producción, el organismo de certificación requerirá al cliente información adicional que deberá estar siempre actualizada. La información que la empresa deberá aportar incluirá:

      • Horarios y días de producción
      • Turnos
      • Organigrama
      • Plano de la instalación
      • Diagrama de flujo del proceso
      • Resumen de los puntos críticos de control (PCC)
      • Lista de productos o grupos de productos que la auditoría revisará
      • Copia del último informe de auditoría

      Una empresa puede informar de un máximo de 10 días en que no estará disponible para una auditoría, siempre y cuando sea por un motivo justificable. En caso de compañías con un programa de auditoría de 6 meses, este número se reduce a un máximo de 5 días. Los días en los que la fábrica no está en funcionamiento (por ejemplo, días festivos o días de libre elección) no se incluirán, pero también deberán ser notificados.

      En caso que una empresa necesite una auditoria adicional a la programada anualmente, debida, por ejemplo, a la introducción de un nuevo producto o proceso, esta será realizada siempre con previo aviso

      Si una empresa pone obstáculos a la hora de ser sometida a una auditoría no anunciada en el período de 3 años, la auditoría final podrá ser rechazada por BRCGS y la compañía podrá perder su certificación hasta que una auditoria no anunciada sea completada.

      Sobre BRCGS

      BRCGS es una organización líder en protección al consumidor, utilizada por más de 29.000 proveedores certificados en más de 130 países, con certificación emitida a través de una red global de organismos de certificación acreditados entre los que nos encontramos nosotros.

      Tanto si aún no estás certificado, y quieres que te asesoremos para valorarlo, como si lo estás, pero crees que necesitas ayuda para adaptarte a estos cambios y pasar sin problemas tu próxima auditoria no anunciada; ponte en contacto con nosotros, nuestros técnicos estarán encantados de ayudarte.

      En Proacciona, consultoría en seguridad alimentaria de Barcelona, somos expertos en implantar las normas BRC: BRC Packaging y BRC Food. Nuestro equipo técnico, con más de 15 años de experiencia, te asesorará para que implantes la que mejor se adapte a tu empresa del sector de la aimentación.

      ¿Te ayudamos?

      Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible. 

        condiciones legales

        política de privacidad


        BRC Food. ¿Por qué deberías implantarla?

        BRC Food. ¿Por qué deberías implantarla?

        NORMA BRC

        Ventajas de implantar BRC Food

        ¿Te gusta nuestro contenido?
        Síguenos en nuestras redes sociales

        Implantar BRC Food en tu negocio te permite beneficiarte de múltiples ventajas. La norma BRC (British Retail Consortium) garantiza tu total compromiso con la seguridad alimentaria y facilita el cumplimiento de la legislación vigente. Además, te permite encontrar diferentes oportunidades para ahorrar costes y optimizar procesos: mejorar la documentación, un control de la trazabilidad más eficiente… A ojos del consumidor, dota a la empresa de una mayor credibilidad. Los consumidores confiarán en ti porque apreciarán la coherencia y la total transparencia.

        Junto con la norma BRC Food, entre las normas en seguridad alimentaria más relevantes también existe IFS Food. Ambas son reconocidad internacionalmente, pero presentan algunas diferencias relevantes que debes tener en cuenta a la hora de escoge cúal implantar en tu empresa alimentaria.

        En Proacciona, consultoría en seguridad alimentaria de Barcelona, somos expertos en la implantación de certificaciones que garanticen la calidad y la inocuidad alimentaria. Nuestro equipo, con más de 15 años de experiencia, es especialista en implantar las normas BRC, así como IFS y FSSC 22000 y puede asesorarte para que escojas la que mejor encaje con tu empresa. ¿Te ayudamos? Rellena el formulario que encontrarás al final de la página y nos pondremos en contacto contigo.

         

        implantar brc food ventajas

        ¿Te ayudamos?

        Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible. 

          condiciones legales

          política de privacidad


          Las mermas conforman el 22% del desperdicio alimentario de la industria alimentaria española

          Las mermas conforman el 22% del desperdicio alimentario de la industria alimentaria española

          Desperdicio alimentario

          ¿Cómo reducir las mermas?

          ¿Te gusta nuestro contenido?
          Síguenos en nuestras redes sociales

          Una merma es la pérdida de valor de existencias que se da cuando existe una diferencia entre el stock de las mismas que aparece reflejado en la contabilidad y las existencias reales que hay en el almacén de la compañía.

          ¿Qué son las mermas en la industria alimentaria?

          Cuando hablamos de mermas en la industria alimentaria nos referimos a las materias primas y a los productos que son generados a lo largo del proceso de trasformación, que por las características del proceso o por los criterios de calidad de la industria trasformadora son desestimados.

          Principalmente las mermas se clasifican en dos categorías: las mermas conocidas y las mermas desconocidas

          Mermas conocidas

          Son aquellas cuyo origen y causa conocemos, y las que tras un análisis podemos dar solución. Las causas más comunes de estas son la caducidad y las roturas. Para evitar las mermas derivadas de materias o productos caducados es imprescindible contar con un sistema de gestión de lotes digitalizado y actualizado a diario. Así mismo, para corregir las mermas por rotura nos deberemos fijar en aspectos como la manipulación por parte del personal o el cliente, el envase, el almacenamiento y el transporte.

          Mermas desconocidas

          Son aquellas que a pesar de poder identificar somos incapaces de localizar su origen. Generalmente, estas se producen por errores administrativos, ya sea por una mala gestión a la hora de pedir el producto o a la hora de contabilizar y registrar el stock. Al tratarse de errores humanos es recomendable contar con herramientas automatizadas que nos permitan tener un control exacto de nuestra producción y de la trazabilidad de nuestros productos.

          ¿Cuándo son más frecuentes? 

          Según el estudio de Go Savefood del 2018, el momento en que se producen más mermas (el 56%) es durante los procesos de manipulado y procesado interno (mecánicos, térmicos, biológicos, etc.). Aun así, gracias a la digitalización de los procesos productivos en la industria alimentaria, se ha conseguido reducir y optimizar la cantidad de mermas generadas en este eslabón de la cadena.

          ¿Cómo reducirlas? 

          Además del desperdicio alimentario que suponen, las mermas son uno de los factores que más influyen en la rentabilidad de un negocio del sector alimentario, por eso es importante disponer de un buen sistema de control.

          Según el estudio “Las pérdidas y el desperdicio alimentario en la industria agroalimentaria española” llevado a cabo por el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, un 79% de los encuestados del sector tienen interés en adoptar buenas prácticas para fomentar su disminución, así como por contar con apoyo externo especializado para lograrlo.

          NUESTROS CONSEJOS

          • Tener un sistema de planificación sólido
          • Contar con un diario histórico de la demanda
          • Asegurarse que las fechas de caducidad son visibles
          • Mantener una buena comunicación con los proveedores
          • Analizar el surtido de productos para identificar los productos de alta y baja rotación y asignarlos de forma estratégica en la cadena

          BENEFICIOS 

          El control de mermas no solo contribuye a la reducción del desperdicio alimentario sino que implica una reducción de costes para la empresa. Así mismo, las empresas que apuestan por una buena gestión de pérdidas, mermas y desperdicios pueden implantar certificaciones como las normas IFS, que son vistas por los consumidores y por el sector como sinónimo de seguridad y calidad.

          En Proaccionaconsultoría en seguridad alimentaria de Barcelona, implantamos el plan APPCC que te ayudará a optimizar todas las fases de la cadena de producción y a prevenir posibles errores que puedan desembocar en la pérdida del producto como, por ejemplo, llevar un mal control del stock o no gestionar bien la caducidad. Nuestro equipo técnico, con más de 15 años de experiencia, te ayudará a implantar el sistema APPCC adaptándolo a la realidad de tu empresa y hará un seguimiento periódico para garantizar que se desarrolla de manera óptima. Rellena el formulario que encontrarás a continuación y nos pondremos en contacto contigo. 

          ¿Te ayudamos?

          Rellena el formulario y nos pondremos en contacto contigo lo antes posible. 

            condiciones legales

            política de privacidad