BLOG

Todo lo que debes saber sobre los refrigeradores para restaurante

Los refrigeradores son necesarios en cualquier negocio de hostelería y restauración. Además, son de los pocos electrodomésticos que deben estar en funcionamiento todo el rato y a la temperatura adecuada. De lo contrario, se podrían estropear los productos almacenados en su interior. En este artículo te explicamos todo lo que debes saber sobre los frigoríficos en el sector de la restauración junto a varios consejos para sacarles el máximo partido.

Tipos de refrigeradores para restaurante

Como suele ocurrir con la gran mayoría de electrodomésticos, existen varios tipos de refrigeradores industriales. Dependiendo de las necesidades de tu negocio, puedes optar por una opción u otra. A continuación, os explicamos cuáles son algunos de los frigoríficos más usados actualmente en el sector de la restauración y la hostelería.

Refrigeradores industriales de acero inoxidable

Estos equipos profesionales tienen como objetivo mantener un alto nivel de esterilidad e higiene del producto. Pueden ser la misma puerta de acero sólido, puertas de vidrio o una combinación, con refrigeradores y congeladores. Suelen ser de gran tamaño, ya que están pensados para un uso industrial o para locales espaciosos en los que se almacenen muchos productos.

Refrigeradores horizontales

Son modelos que te permiten optimizar tu espacio, tener más productos e incluso mostrar tus productos a los clientes. Pueden ser de botellas, de puertas correderas macizas, de puertas correderas de cristal y de tapas de cofres.

Refrigeradores verticales con puertas de cristal

Estos refrigeradores están hechos para poder ver el interior. Pueden tener 1, 2, 3 o incluso 4 puertas, y también pueden ser del tipo enfriador de cerveza o del tipo «BackBar» (más compacto e ideal para barra de bar). Es muy común usar estos frigoríficos como expositores de botellas, postres o alimentos locales.

Cultura de seguridad alimentaria

¿Cómo controlar la temperatura del frigorífico?

Mantener la seguridad de los alimentos es fundamental para evitar que tus clientes se enfermen por comer alimentos en mal estado. Una sonda de temperatura o sensor térmico es un dispositivo que se utiliza en un frigorífico o congelador y actúa como transmisor. Su función principal es medir la temperatura y transmitirla para controlar el congelador, frigorífico o vitrina de tu negocio de restauración en cualquier momento.

Además, con nuestras sondas de temperatura, puedes monitorear la temperatura de tu refrigerador, congelador y vitrina en tiempo real para garantizar la seguridad en todo momento. También puedes programar alarmas para que te avisan de cambios inesperados de temperatura y poder actuar rápidamente. Sin duda, recomendamos conectar este sensor de temperatura con Total Food Control para maximizar sus funciones.

Consejos para organizar la nevera de un restaurante

  • Registro: Anotar la entrada/cantidad/fecha de caducidad de los diferentes alimentos ayuda a gestionar y planificar el menú para ver qué podemos ofrecer y qué hay que reponer cada día.
  • Recipientes: Se recomienda almacenar los alimentos preparados en recipientes transparentes o bolsas con la fecha de preparación escrita.
  • Comida caliente: Si la comida ya está cocinada, déjala enfriar antes de colocarla en el refrigerador.
  • Aperturas innecesarias: Mantener el refrigerador abierto puede hacer que su temperatura suba, permitiendo que entren algunas bacterias flotantes del ambiente. Por eso, en la medida de lo posible, lo mejor es sacar toda la comida que necesitemos antes de iniciar el servicio de comidas.

¿Te gusta nuestro contenido?

Síguenos en nuestras redes sociales

Categorías

Formulario de contacto

¿Necesitas ayuda?